Uruguay negocia con China un nuevo protocolo para la exportación de carne

01 de junio 2018
Stanham trazabilidad

El presidente del Instituto Nacional de Carnes (INAC), Ing. Agr. Federico Stanham, advirtió en entrevista con Agronegocios Sarandí que el actual protocolo que existe con China no exige trazabilidad, pero es de 1997, y se está trabajando en su actualización. “Pero China da por sentado que Uruguay tiene identificación individual y trazabilidad. China lo exige,

El presidente del Instituto Nacional de Carnes (INAC), Ing. Agr. Federico Stanham, advirtió en entrevista con Agronegocios Sarandí que el actual protocolo que existe con China no exige trazabilidad, pero es de 1997, y se está trabajando en su actualización. “Pero China da por sentado que Uruguay tiene identificación individual y trazabilidad. China lo exige, si se dejara de hacer tendríamos problemas serios”, afirmó.

“China se está llevando 50% de la producción de carne de Uruguay. Hoy pensar en que la trazabilidad pueda ser opcional está fuera de discusión. Como no es optativo para algunos productores no se percibe el diferencial de precios, porque está diluido entre todos. Eso lleva al reclamo de que se hace el esfuerzo y no está el diferencial de precios”, señaló Stanham.

Agregó que Uruguay ha sido capaz, con un enorme esfuerzo de todos los involucrados, de desarrollar y ser creíble en su sistema de trazabilidad.

El representante del Poder Ejecutivo en la directiva del organismo señaló que China ha tomado a Uruguay como ejemplo y lo está aplicando como referencia en nuevos protocolos que se están firmando con otros países proveedores de carne, poniendo la trazabilidad individual obligatoria como un requisito.

Cuando la Unión Europea empezó a exigir la trazabilidad individual, Uruguay fue el primer país de Sudamérica que la tuvo, de forma obligatoria, y por eso accedió antes a la cuota 481, y le sacó ventaja a sus vecinos en el posicionamiento en ese mercado.

Países como Argentina y Brasil zonifican la trazabilidad, o la exigen para participar de determinado mercado; y en esos casos esos productores obtienen diferenciales de precios.

Stanham explicó que Uruguay tiene que trazar todo su ganado, porque para producir Hilton se requieren 300.000 novillos y para la 481 son 250.000 novillos, incluyendo algunas vaquillonas.

“Eso quiere decir que más o menos la mitad de los novillos tienen que estar trazados, en el caso del Hilton para mandar 10% de la carne de cada animal y en el caso de la cuota 481 entre 35% y 40% de la carne de cada animal. Estos números no dejan alternativa a otro sistema de trazabilidad. No se puede zonificar por ejemplo al sur o al norte del río Negro, pero no darían los animales del país”, remarcó.

Vea el video de la entrevista en los estudios de radio Sarandí.