ÚLTIMA HORA

NOTICIAS

Ganaderos toman medidas extremas ante la sequía

24/02/2018 1:28 pm

Adelantaron ecografías para vender vacas falladas y embarcan ganados sin terminar, incluyendo los toros que sacan de los rodeos, comentó a Agronegocios Sarandí el veterinario Santiago Bordaberry.

“No sé si la gente tiene idea de la magnitud de esta sequía y cómo podría repercutir todo este desastre. Es de los peores años en muchísimo tiempo, porque fue como una especie de tobogán, de un lindo invierno pasamos a una primavera donde todo se fue secando y luego a un verano totalmente seco y caluroso”, dijo a Agronegocios Sarandí el veterinario Santiago Bordaberry, criador y asesor de establecimientos ganaderos.

El profesional señaló que la detección de actividad ovárica en los ganados paridos fue cada vez peor. Se pasó de no encontrar ganado ciclando pero sí muchos en anestro superficial, a detectar muchos sin ciclar y en anestro profundo, indicó.

Bordaberry comentó que hubo algunos productores precavidos que hicieron destete precoz en un momento donde no había señales de que esto podría pasar. No se justificaba porque estaba todo bien, y además es algo muy costoso, pero el desenlace les dio la razón.

Los resultados de las preñeces son muy malos y se observa que los productores están tomando medidas extraordinarias, pensando no solo en una mala preñez sino en un invierno complicado.

El experto comentó que habitualmente las ecografías se hacen a mediados de marzo, pero este año en febrero ya se han hecho algunas, porque hubo productores que estaban decididos a quedarse solo con las vacas preñadas y cuidarlas un poco mejor, para vender el resto aprovecho los buenos precios del mercado.

También señaló que se han embarcado a frigorífico ganados que estaban al límite. Las tropas que van a la industria son muy desparejas e incluso hay criadores que embarcaron toros que no se van a usar más, sacándolos del rodeo directo a faena, sin engordarlos.

“Son medidas para adelantarse a mayores problemas. Creo que la producción de terneros caerá en 300.000 cabezas, como estimó Rodrigo Fernández. Con mis socios estimamos una baja de casi 15% en total, 5% menos en vaquillonas y algo más en ganados paridos de primera cría. Son más de 400 mil cabezas, y es muchísimo dinero”, concluyó.