"Philip Morris está venciendo la batalla con Uruguay por un decreto firmado sin aprobación de especialistas del MSP", dijo la oncóloga Lucía Delgado

16 de septiembre 2021

El decreto aprobado por el Poder Ejecutivo permite la venta de tabaco calentado, que tiene a Philip Morris como uno de sus principales productores. "No se pone a la protección de la salud pública por sobre los intereses económicos", señalan especialistas.

"El tabaco calentado tiene como uno de los principales productores a Philip Morris", señaló la oncóloga Lucía Delgado. En base a un decreto del Poder Ejecutivo fue aprobado su uso en nuestro país, algo que especialistas de nuestro país, así como la OMS, considera un retroceso.

"El Dr. Tabaré Vazquez luchó y logró vencer a la Philip Morris en su momento, pero ahora la empresa nos vence a nosotros", dijo Delgado en Al Pan Pan.

El nuevo decreto fue elaborado y aprobado sin consultar al Programa Nacional de Control de Tabaco del Ministerio de Salud Pública ni a la Comisión Interinstitucional Asesora, que desde el año 2004 tiene el cometido de asesorar al Ministerio en lo concerniente a la Política de Control de Tabaco.

El decreto habilita a la Industria Tabacalera a comercializar dispositivos electrónicos para consumir tabaco calentado, sobre el que hay evidencia "de sus daños a la salud" y que está dirigido "a captar consumidores jóvenes".

Antes, en 2009, Uruguay había prohibido la comercialización, importación y registro de los dispositivos electrónicos para fumar.

El texto del nuevo decreto dice que estos productos -a diferencia de los cigarrillos electrónicos, que emplean una solución líquida de nicotina- “cuentan con una validación científica suficiente para justificar su exclusión de la prohibición del decreto 534/009, quedando comprendida su comercialización".

Ante esto, en una carta, especialistas en medicina de nuestro país indican que las autoridades sanitarias "vuelven a permitir modificaciones que no se sustentan en argumentos de salud pública, sin priorizar el principio precautorio al momento de definir las políticas de salud, ni la protección de la salud pública por sobre los intereses económicos".

Cáncer

A causa del covid-19 se perdieron 5 millones de personas en más de un año; por el tabaco, en tanto, "mueren 8 millones cada año", según señaló la oncóloga en Radio Sarandí.

Por otro lado, indicó que en algunos países desarrollados ya es el cáncer la primera causa de muerte. "La muerte es angustiante en cualquier edad, pero cuanto más temprana sea duele más" y el cáncer "es la principal causante en personas de menores de 69 años en nuestro país", dijo.

Aquí la entrevista