Mono Batlle: “Lo que pensé es que el viejo me hubiera dicho que asumiera”

27 de agosto 2021

El futuro senador defendió a Pérez Banchero, rescató “el lado bueno” del pasaje de Talvi por la política y resaltó el “simbolismo” de asumir la banca de Sanguinetti.

Raúl Lorenzo “Mono” Batlle, hijo del expresidente Jorge Batlle, integrante de la lista 15 y sustituto en el Senado del hoy ministro Tabaré Viera, defendió el accionar de Martín Pérez Banchero en la polémica del Ministerio de Turismo, y reconoció el “simbolismo” de asumir la banca por la cual fue electo Julio María Sanguinetti, compañero pero a la vez rival de su padre en la interna colorada.

Batlle, que hasta ahora se dedicó a su actividad privada, dijo que tras la renuncia de Cardoso fue Sanguinetti el que lo contactó.

“Yo le dijé: Mirá, es un momento complicado para mí. Yo nunca tenía ambición política. Le dije que tenía que pensarlo junto con el sector. El sector decidió apoyar", contó Mono Batlle en Las Cosas en su Sitio.

De todos modos, también reconoció el rol que tuvo el linaje familiar en la decisión. “Lo que pensé es que el viejo me hubiera dicho que asumiera”, dijo Batlle.

"La familia grande es como una hinchada. La familia chica (mi señora y dos hijos) son los que más van a sufrir. Mi señora me dijo: yo sé cómo sos vos, vas a trabajar más. Mi viejo decía que yo un día de chico me acerqué y le pregunté: papá, ¿por qué los políticos no pueden tener una familia? Eran los 70, tiempos muy complicados. Eso cambió y hoy la vida en familia es posible para un político", narró.

Sobre el accionar de Germán Cardoso y la situación que derivó en su relevo, Batlle dijo que “lo que pasó en Turismo fue una cuestión circunstancial y personal”.

“Decidimos defender a Martín Pérez Banchero. Había sido cesado sin derecho a defensa y sin derecho a tener un lugar para exponer sus razones. Le llegaron a decir que no iba a trabajar”, afirmó.

Respecto al pasaje de Talvi por la política, Batlle recordó que en su momento cuestionó el uso que el candidato hizo de la figura de su padre y planteó que “no era el heredero” de Jorge Batlle como decía. De todos modos, dijo que prefiere destacar el “lado bueno” de la incursión del economista en política.

“Todas las cosas tienen su lado bueno y su lado malo. El lado bueno es que Ernesto trajo un caudal de profesionales nuevos que han quedado y están colaborando", afirmó.

Sobre las rispideces internas del Partido Colorado, y en particular entre Batllistas y la 15, Batlle afirmó que el partido hoy “tiene una base fuerte del quincismo”.

“Julio es quincista. Nosotros somos quincistas. Ciudadanos es esencialmente quincista”, opinó.

Aquí la entrevista