Historias rotas de mujeres privadas de libertad

07 de octubre 2020

En las Cosas en su Sitio quisimos conocer más sobre la realidad de la Cárcel de Mujeres y la visitamos. Escuchá el informe.

Hace pocos días en la Unidad número 5 se inauguró un Centro Estético de capacitación para las reclusas bajo el nombre de "Mujeres Empoderadas". El lugar fue construido por las propias reclusas y todo el equipamiento fue donado por la empresa Bethel Spa.

El ministro de Interior, Jorge Larrañaga, anunció que su objetivo es repetir esta experiencia entre Estado y privados para ofrecer más oportunidades de capacitación en oficio y trabajo a las personas privadas de libertad.

Uno de los objetivos es bajar la reincidencia.

Además, en la Cárcel de Mujeres hay un sistema de progresividad que les permite a las reclusas salir del encierro de la celda o del piso. Hay taller de carpintería, herrería, huerta, e invernadero, lo que se conoce como el Polo Industrial.

También realizan tareas en la cocina, en la panadería y tareas de limpieza del predio y de la unidad.

Y en todo esto es muy importante el trabajo que realizan los operadores policiales, que las motivan y son los grandes escuchas de estas mujeres, que muchas veces no tienen redes de contención.